jueves, 29 de noviembre de 2007

Tener Miedo

Muchas veces tenemos miedo...

Miedo de lo que podríamos no ser capaces de hacer.
Miedo de lo que podrían pensar si lo intentamos.
Dejamos que nuestros temores se apoderen
de nuestras esperanzas.

Decimos que no, cuando queremos decir que sí. Nos callamos cuando queremos gritar y gritamos con todos cuando deberíamos cerrar la boca.

¿Por que? Después de todo sólo vivimos una vez. No hay tiempo de tener miedo.

Entonces basta.
Haz algo que nunca hiciste. Atrévete.
Olvídate que te están mirando.
Intenta la jugada imposible. Corre el riesgo.
No te preocupes por ser aceptado.
No te conformes con ser uno más.
Nadie te ata. Nadie te obliga.

Sé tú mismo.
No tienes nada que perder y todo, todo, todo por ganar.
Muchas veces creemos en el destino.
Rezamos, esperamos que las cosas pasen ,olvidando lo más importante.

¡Creer en nosotros mismos!
Nos conformamos en vez de arriesgarnos.
Sin pensar que cada día qu
e pasa nunca volverá.

Nada está escrito. Nada está hecho.
Ni siquiera lo imposible.
Todo depende de nuestra voluntad.
De esa fuerza que nos sale de adentro.
De decir "si puedo"
a cada desafío.

Tenemos el poder. Cuando estamos decididos.
Cuando estamos convencidos, cuando de verdad
queremos algo, no hay obstáculo capaz de imponerse
Si queremos podemos llegar alto, hacer lo que sea...

Sólo hay que proponérselo.
Si sueñas con ser el mejor del mundo...
Si sueñas con los aplausos...
Si sueñas con ganar campeonatos...
Despiértate!!

Tenemos 206 huesos y más de 700 músculos esperando.
Sólo falta tu decisión. Tus ganas de jugar como nunca.


Enfréntate a tu destino.
No seas solo u
n espectador.
Pide la pelota y créete su dueño.
Exígete más y más.
Vive sin d
omingos.

Corre cada día un poco más lejos.
Salta cada día un poco más alto.
Conviértete en tu propio ídolo.
Súmate a dar vue
lta el marcador.
Cuando no esperes nada de los demás.

Cuando sientas que cada tanto depende
de t
i,
se fortalecerá tu espíritu.
Y poco a poco, las voces se convertirán en ovación.
Tus respiros se llenarán de logros, y tu vida de sentido.
Están los que usan siempre la misma ropa.

Están los que llevan amuletos, los que hacen promesas, los que imploran mirando al cielo, los que creen en supersticiones. Y están los que siguen corriendo cuando le tiemblan las piernas.

Los que siguen jugando cuando se les acaba el aire. Los que siguen luchando cuando todo parece perdido. Como si cada vez fuera la última. Convencidos que la vida misma es un desafío.

Sufren pero
no se quejan.
Porque saben que el dolor pasa.
El sudor se seca. El cansancio termina.
Pero hay algo que nunca desaparecerá,
la satisfacción d
e haberlo logrado.

En sus cuerpos corre la misma sangre.
Lo que los hace diferentes es su espíritu.
La determinación d
e alcanzar la cima.
Una cima a la que no se llega superando a los demás.
Si no superándose a uno mismo.

Tiempo sobra para los mediocres,
¡ tiempo falta para
realizar tus sueños!



Bonito poema!. Lástima que haya cosas que cueste tanto creerse y llevarlas a la práctica, sino..... qué felices seríamos todos!!

Un mundo sin miedos. Sin miedo a nada.

Sin miedo al que dirán. Sin miedo a como te saldrán las cosas hoy. Sin miedo ha hacer lo que deseas. Sin miedo a decir lo que realmente piensas...

Sin miedo a vivir.





Nota de autor/a:

Hace referencia a lo que siente uno mismo.

Hace referencia a lo que debería sentir/pensar uno mismo.

5 comentarios:

CresceNet dijo...

Oi, achei seu blog pelo google está bem interessante gostei desse post. Gostaria de falar sobre o CresceNet. O CresceNet é um provedor de internet discada que remunera seus usuários pelo tempo conectado. Exatamente isso que você leu, estão pagando para você conectar. O provedor paga 20 centavos por hora de conexão discada com ligação local para mais de 2100 cidades do Brasil. O CresceNet tem um acelerador de conexão, que deixa sua conexão até 10 vezes mais rápida. Quem utiliza banda larga pode lucrar também, basta se cadastrar no CresceNet e quando for dormir conectar por discada, é possível pagar a ADSL só com o dinheiro da discada. Nos horários de minuto único o gasto com telefone é mínimo e a remuneração do CresceNet generosa. Se você quiser linkar o Cresce.Net(www.provedorcrescenet.com) no seu blog eu ficaria agradecido, até mais e sucesso. If is possible add the CresceNet(www.provedorcrescenet.com) in your blogroll, I thank. Good bye friend.

Umbrio dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Umbrio dijo...

Sientes miedo, miedo a confiar y si no entregas nunca llegaras
tanto el miedo se apoderara de tu cuerpo y te aferraras

y si el miedo me coje y me mata
y si el miedo me arrastra hasta el sitio en que no quiero estar
y si el miedo me engancha solo te pido que nunca me dejes de hablar

y si el miedo me gana este pulso
y si el miedo me invita a mi solo a jugar
y si el miedo me pide mi cuerpo yo doy la espalda y le digo:
no quiero jugar
no quiero jugar
ya no quiero jugar
no quiero jugar

sientes miedo, miedo a ser real
enfrentarte a la realidad
mucho miedo es un mal final de tu vida de tu libertad

y si el miedo me gana este pulso
y si el miedo me invita a mi solo a jugar
y si el miedo me pide mi cuerpo yo doy la espalda y le digo
no quiero jugar

y si el miedo me borra recuerdos
y si el miedo me entierra en la oscuridad
y si el miedo me quiere en su fuego
yo doy la espalda y le digo no quiero jugar

y si el miedo me gana este pulso
y si el miedo me invita a mi solo a jugar
y si el miedo me pide mi cuerpo
yo doy la espalda y le digo no quiero jugar

y si el miedo me borra recuerdos
y si el miedo me entierra en la oscuridad
y si el miedo me quiere en su fuego
yo doy la espalda y le digo
no quiero jugar
no quiero jugar

yo ya no quiero jugar!

Fuente: "El Canto del Loco"

Diana dijo...

No te pienses, ya habia pensado en incluir la letra de esa canción como texto del post, pero al final me he decidido por este otro. XD

Umbrio dijo...

Siento miedo, mucho miedo.

El miedo natural al camino inconstante,

al futuro que acecha;

el temor descubierto en mis uñas roídas,

en las mudas palabras.

Siento el tono inseguro en mi música exacta,

el pánico a la tarde sin su nombre

o al cielo entre mis noches, sin saber conquistarlo.

Tengo temor a ver los sueños marchitados

y a encontrar un vacío donde espero su hallazgo.

Poseo entre mis noches no sé qué incertidumbre

...y ese miedo infernal a las ausencias.


Bonita frase la última, descriptiva de muchos de mis temores.